Rehabilitación de tuberías y bajantes en Sevilla

La rehabilitación de tuberías y bajantes en Sevilla sin hacer obra ya es posible gracias al sistema homologado de inyección de resina epoxy. La rotura de bajantes de los edificios es posiblemente, una de las averías más molestas que una edificación puede se sufrir, pero gracias a este sistema desarrollado por DISTRAI TECNOLOGÍA, el método tradicional de apertura y sustitución de tuberías ya es historia. Hasta hace bien poco, la reparación de tuberías y bajantes suponía la rotura de paredes y suelos, polvo, ruido y cortes de agua que se podían extender durante días para desesperación de los vecinos.

Por eso, si no estás dispuesto a sufrir por la reparación de bajantes de su comunidad de vecinos o empresa, decídase por el sistema de inyección de resina epoxy.

rehabilitación tuberías bajantes Sevilla



Reparar bajantes y tuberías sin obras en Sevilla

Gracias a las nuevas tecnologías, DISTRAI FONTANERÍA SIN OBRAS SEVILLA repara las bajantes sin hacer obra, sin causar molestias y en el menor tiempo posible. Con este sistema se acabó el romper paredes y sustituir tramos de tuberías según el método tradicional.

El sistema de inyección de resina epoxy consiste en el revestimiento interior de la tubería antigua proyectando un polímero plástico en finas capas circulares, hasta conseguir el espesor deseado. Una vez finalizado el proceso, hemos conseguido una nueva tubería, sin juntas, totalmente estanca y con una capacidad hidráulica muy superior a la anterior.

Además, con este sistema podemos rehabilitar bajantes aunque tengan acometidas y codos, siempre que sus diámetros estén comprendidos entre 50 y 200 mm. La aplicación de este sistema es realmente sencilla, pudiéndose realizar en unas horas.


Proceso de rehabilitación de tuberías y bajantes

Fase preparatoria

  • Se protege la zona de trabajo y se precintan los puntos susceptibles de vertidos de agua hacia la tubería a rehabilitar, ya que el agua es completamente incompatible con la fase de proyección. Una vez hecho esto se procede al desmontaje de sanitarios o lavabos para conseguir acceso a la tubería que vamos a rehabilitar.
  • Después se procede a realizar una inspección CCTV para valorar y conocer el estado en el que se encuentra la bajante.
  • Posteriormente es necesario realizar una limpieza de las tuberías para eliminar cualquier residuo o adherencia que dificulte el proceso de rehabilitación, y en caso necesario, realizar fresado de cualquier objeto penetrante existente (raíces, acometidas, etc.).
  • Después del proceso de limpieza y fresado es imprescindible secar la tubería con secadores industriales para eliminar cualquier rastro de agua antes de la proyección.

Fase proyección

Una vez terminada la fase de preparación, procedemos a la proyección del polímero plástico realizando capas circulares hasta conseguir un espesor final de unos 3-4 mm. En unas horas de trabajo el proceso ha finalizado y la tubería se puede poner de nuevo en funcionamiento.

Fase comprobación

Finalmente se realiza una nueva limpieza e inspección con cámara para comprobar que la rehabilitación se ha realizado correctamente.

0 comentarios